domingo, 12 de julio de 2020

Tres pequeñas mentiras (Laura Marshall)

Buenos días blogueros,

Hoy os hablo de una de las últimas novedades que ha publicado Duomo Ediciones. Corresponde a la segunda novela de Laura Marshall titulada Tres pequeñas mentiras.







SINOPSIS:


 DOS MEJORES AMIGAS. 
 UNA FATÍDICA NOCHE. 
 
Cuando Ellen entra en la vida familiar de Sasha, no ve la oscuridad que se esconde tras un estilo de vida bohemio y desenfadado. No hasta que un hecho fatídico lo cambia todo para siempre.

¿Qué sucedió hace 10 años?
¿Quién miente?
¿Quién dice la verdad ?
Nada es más poderoso que una mentira.
Excepto tres mentiras.



Diez años atrás, un horrible acontecimiento sacudió sus vidas, pero no destruyó su amistad. Ahora, Ellen y Sasha comparten piso en Londres, todavía unidas por lo que ocurrió en el pasado. Pero, de repente, un día, Sasha no vuelve a casa. Siguiendo su instinto, Ellen inicia la búsqueda de su amiga, y pronto descubre que quizá no conocía a Sasha tanto como pensaba. Quizá todos estos años, Sasha no haya hecho más que fingir. Cuantos más secretos descubre, más peligro corre su vida. Porque alguien la observa. Alguien que hará todo lo posible para que el pasado quede enterrado para siempre.




SU AUTORA:



Laura Marshall creció en Wiltshire (Reino Unido) y estudió Filología Inglesa en la universidad de Sussex. Se matriculó en un curso de escritura para cumplir su sueño de escribir. "María quiere ser tu amiga" (Duomo, 2018) se convirtió en su primera novela y fue finalista del Bath Novel Award y seleccionada para el premio Lucy Cavendish de la Universidad de Cambridge. Ha estado en las listas de los más vendidos durante más de un año.




OPINIÓN:


Tres pequeñas mentiras es un libro que ha sido traducido por Gemma Deza. Hay una cosa que me ha llamado mucho la atención y no es otra que el uso del reflexivo en verbos en los que en mi humilde opinión no se deberían usar. Podría suponerse que es una pequeña errata, sin más, pero se repite a lo largo del libro en varias ocasiones, por lo que doy por sentado que es un error de traducción.


Por ejemplo: " [...] no quiero que dé por supuesto que Sasha se ha vuelto a discutir con alguien [...]"



Es un libro de 432 páginas con un ritmo in crescendo, que se me ha hecho lento a excepción de las cien últimas páginas. Es ahí donde la novela coge fuerza, ritmo y logra acaparar por completo nuestro interés. 

A pesar de que la historia comienza en 2007 durante un juicio, la novela nos detallará, a través de saltos en el tiempo (hacia delante y hacia atrás), lo sucedido desde el momento en que una nueva familia llega al barrio en julio de 2005 hasta poco después de la resolución del misterio que se nos presenta en esta novela, en enero de 2018.

Laura Marshall nos narra la búsqueda desesperada de Ellen, nuestra protagonista, tras descubrir que Sasha, su amiga y compañera de piso durante más de diez años, desaparece sin dejar rastro, sin dejar una nota ni siquiera una explicación, tiene el móvil apagado y tras contactar con las personas más cercanas nadie tiene noticias de ella ni sabe dónde está.

Ellen comienza una investigación por su cuenta para localizarla: llama a la policía, a sus amigos, al trabajo, a su novio, antiguos amigos y empieza a remover un pasado doloroso. Así conoceremos la vida de Ellen, su amiga Karina y de esa familia que se mudó al barrio en 2005: los padres, Olivia y Tony, sus hijos, Daniel y Nicholas y una Sasha muy enigmática.


De los personajes me quedo con Olivia, una cantante soprano de ópera, con un carácter fuerte y una personalidad dulce, que saca fuerzas de donde no las tiene, que es buena persona y a la que le gusta socializar. Una artista que con sólo cantar las primeras notas de una canción, desprende energía, fuerza y el sonido que emite te embelesa y obnubila. El resto de personajes, en cambio, ni fu ni fa. Ninguno está bien perfilado y algunos me parecen poco creíbles.

"Durante ese segundo extraordinario experimenté algo, algo que no era amor ni lujuria ni nada parecido, pero tuve la sensación de estar dentro de su mente y de que él estaba dentro de la mía, y supe que ambos sentíamos lo mismo. Supongo que fue la primera vez en que fui consciente del poder que tiene la música en las manos correctas.  Y supe que, a partir de entonces, yo ya no volvería a ser la misma."

Tres pequeñas mentiras es un libro que no me ha llegado, quiero decir que no me ha hecho sentir que sea un libro necesario, que evoque emociones o que haga pensar en algún tema importante una vez lo has acabado de leer. Sí es cierto que en la resolución de la novela se nos habla de un tema cuya crítica social es muy importante, pero he echado de menos eso mismo en las casi 300 primeras páginas. No es un libro con intriga, en el que cada capitulo te deje en suspense y con ganas de más de forma que digas "quiero terminar de leérmelo" o "¿qué pasará en el siguiente capítulo?". Es un libro plano y uniforme y su lectura se me ha hecho algo aburrida.

No es el primer libro en cuya sinopsis (u opiniones impresas en la portada) veo que lo catalogan como thriller.  Por ejemplo en este caso "suspense en estado puro" del periódico The Sun o "los fans de thriller psicológicos se rendirán ante este impresionante debut" de la revista People.

Esto hace que te imagines un tipo de libro equivocado, como es este caso, ya que al final no resulta ser lo que pensabas. Tres pequeñas mentiras es una historia que no tiene giros, que no tiene suspense, cuyo ritmo es bastante monótono y lento, a excepción del final como ya he comentado anteriormente en el que la cosa empieza a tomar color y se nos explica qué pasa realmente en la novela.


"Es fácil mentirse a uno mismo, porque nadie te va a cuestionar. nadie te va a decir: espera, eso no es así. Es posible que oigas una vocecilla interior por la noche, en la oscuridad, cuando todos los ruidos se amortiguan, pero no resulta difícil hacerle caso omiso, sobre todo cuando sale el sol y la vida empieza de nuevo."



Para más información:


2 comentarios:

Marisa G. dijo...

Pues tu opinión es muy distinta a otras que he leído. Yo lo tenía anotado pero se agradece una opinión diferente para bajar expectativas. Besos

Francisco dijo...

Llama mucho la atención lo que nos comentas sobre los reflexivos, y más todavía si se repiten en la novela: es un grave error de la editorial. La sinopsis es atractiva, pero lo que nos comentas en tu reseña no invita a leerla. Un abrazo.

Publicar un comentario

AdSense dinámico

 
;