sábado, 30 de mayo de 2020

El umbral de la eternidad (Ken Follett)

Buenos días blogueros,


Hoy os quiero hablar del último libro de la trilogía The century: "El umbral de la eternidad" escrita por el maestro Ken Follett.





SINOPSIS:


"Esta es la historia de mis abuelos y de los vuestros, de nuestros padres y de nuestras propias vidas. De alguna forma es la historia de todos nosotros."

Después de La caída de los gigantes y El invierno del mundo, llega el final de la gran historia de las cinco familias cuyas vidas se han entrelazado a través del siglo XX. La familia estadounidense, la alemana, la rusa, la inglesa y la galesa participan en los acontecimientos sociales y políticos que marcaron las agitadas décadas de los sesenta a los noventa, y son testigos de ellos.

Desde el sur de Estados Unidaos hasta la remota Siberia, desde la isla de Cuba hasta el vibrante Londres de los años sesenta, El umbral de la eternidad es la historia de aquellas personas que lucharon por la libertad individual en medio del conflicto titánico entre los dos países más poderosos jamás conocidos.


En el año 1961 Rebecca Hoffmann, profesora en Alemania del Este y nieta de lady Maud, descubrirá que la policía secreta está vigilándola. Mientras, su hermano menor, Walli, sueña con huir a Occidente para convertirse en músico de rock.

Por otro lado, George Jakes, un joven abogado que trabaja con los hermanos Kennedy, es un activista del movimiento por los derechos civiles de los negros en Estados Unidos que participará en las protestas de los estados del Sur y en la marcha sobre Washington liderada por Martin Luther King.

En Rusia las inclinaciones políticas enfrentan a los hermanos Tania y Dimka Dvorkin. Este se convierte en una de las jóvenes promesas del Kremlin mientras su hermana entrará a formar parte de un grupo activista que promueve la insurrección.

A través de escenas impactantes y protagonistas fascinantes, Ken Follett nos presenta un mundo que pensábamos conocer pero que nunca más nos parecerá lo mismo.

El umbral de la eternidad cierra esta gran trilogía y la crónica de un siglo turbulento. En ella vivimos la historia íntima y personal de tres generaciones de cinco familias cuyas vidas estuvieron marcadas por dos guerras mundiales, la Revolución rusa, la Guerra Civil española y la Guerra Fría, junto con los profundos cambios sociales que las acompañaron.


Información de la trilogía:

La trilogía The Century combina la dimensión épica y el drama humano, sello distintivo en las obras de Ken Follett, a una escala nunca antes concebida, ni siquiera por él. 

Con la misma habilidad que en sus novelas ambientadas en la Edad Media, en The Century el autor sigue los destinos entrelazados de tres generaciones de cinco familias: una galesa, una inglesa, una rusa, una alemana y otra estadounidense.

La primera novela, La caída de los gigantes, está enmarcada en los cruciales acontecimientos de la Primera Guerra Mundial y la Revolución Rusa. La siguiente se centra en la Segunda Guerra Mundial y la tercera, en la Guerra Fría.

The Century narra en esencia el siglo XX y permite contemplar en primera persona una de las épocas posiblemente más convulsas, violentas y determinantes de nuestra historia.


SU AUTOR:


Imagen sacada de: https://blog.rtve.es/

Nacido en Cardiff en 1949, Ken Follett estudió Filosofía en el University College de Londres, y trabajó como periodista en el South Wales Echo y en el Evening News. Tras publicar algunas obras con seudónimo, en 1978 obtuvo un enorme éxito con La isla de las tormentas, novela galardonada con el premio Edgar y adaptada al cine con el título El ojo de la aguja. Pero si hay una obra clave en la trayectoria literaria de Ken Follett es sin duda Los pilares de la Tierra: aparecida en 1989, se ha convertido en uno de los mayores fenómenos editoriales de los últimos años, y en 2007 propició una esperadísima secuela, Un mundo sin fin, convertida en un inmediato éxito de ventas. Ken Follett está casado con Barbara Follett, representante parlamentaria del Partido Laborista, con quién vive en Stevenage, al norte de Londres. Para relajarse toca la guitarra con una banda llamada Damn Right I Got the Blues.



OPINIÓN:


Hace ya unas semanas os comentaba que la trilogía The Century estaba formada por tres libros. Hoy os voy a comentar mis impresiones sobre el último: El umbral de la eternidad. Pero si os apetece leer la reseña de cualquiera de los dos libros anteriores tan sólo debéis pinchar en los títulos que se muestran a continuación: 




Este libro está estructurado en diez partes, divididas en 63 capítulos e incluye un epílogo. Sus 1148 páginas logran que este sea el libro más voluminoso de la trilogía. Es una novela coral que puede ser leída independientemente de los libros anteriores, aunque yo personalmente recomiendo que se lean en orden para conocer a todos y cada uno de los personajes que ha ideado Ken Follett.


El umbral de la eternidad es el colofón de The Century, la guinda del pastel con la que el autor Ken Follet termina su trilogía. Una trilogía maravillosa y sensacional, que nos acerca a todo tipo de acontecimientos que sucedieron a lo largo del siglo pasado (guerras, opresiones y lucha por las libertades, entre otros) y que parecen haber sido olvidados.

Ken Follett nos recuerda lo estúpidos que podemos llegar a ser los seres humanos. No aprendemos de la historia y caemos en los mismos errores una y otra vez. A veces por soberbia, a veces por egoísmo, a veces por falta de conocimiento....





Ahí tenemos, por ejemplo, la dura experiencia vivida por el levantamiento del muro de Berlín, que separó a familias durante décadas. Tras la Segunda Guerra Mundial Alemania se vio dividida en dos partes: la Alemania occidental de la que se hacían cargo Francia, Estados Unidos y Gran Bretaña (la parte capitalista) y la Alemania Oriental de la que se encargaban los comunistas (Rusia). Esa separación se consolidó con el levantamiento del muro de Berlín que impedía el paso de los ciudadanos de una Alemania a la otra. Las diferencias entre ambas partes fueron enormes en todos los sentidos. En la Alemania occidental se era libre: libre para hablar y opinar, libre para trabajar, libre para hacer lo que uno quisiera, se podía escuchar música y se ganaba más dinero por desempeñar el mismo trabajo. Era, por tanto, un lugar de libertad y prosperidad. En cambio, la Alemania oriental, bajo el yugo de Rusia, tenía unas reglas muy estrictas, poca libertad de expresión, muchas dificultades económicas a pesar de tener un trabajo y muchos problemas si no lo tenías. Esta diferencia abismal de libertad impulsó a muchos residentes de la Alemania oriental a intentar escapar y pasar ilegalmente a la parte occidental para poder llevar una vida mejor, incluso a veces a costa de dejar a los seres queridos en el otro lado del muro, sabiendo que la posibilidad de no volver a verlos nunca más era muy alta. Aquellos que lograban cruzar conseguían una vida nueva, un trabajo nuevo y mejor valorado, más dinero, menos agresividad policial, más libertad en definitiva.


"Qué afortunada era teniéndolos a todos en la misma sala, comiendo, hablando y bebiendo vino, y en ese momento pensó que algunas familias hacían aquello mismo todas las semanas, sin darle la menor importancia. "


También debido a esta opresión, encontramos a personas que son apresadas, interrogadas con crueldad y encarceladas por sus ideales y que son llevadas como castigo a campos de concentración en Siberia.



Imagen sacada de https://elpais.com/



Dicen que de los momentos de crisis nacen las oportunidades. Por eso es una época en la que proliferan distintos profesionales, entre otros escritores y músicos, la mayoría clandestinos, que necesitan de la ayuda “desinteresada" de otros para difundir sus obras con el fin de que su arte, sus reflexiones o sus ideales sean conocidos en otras partes del mundo. Debía ser a escondidas por lo peligroso de la misión, intentando pasar la información a la Alemania de occidente donde se harían eco de la situación que se vivía en la Alemania oriental.  Es un libro, por tanto, que nos habla de gente valiente, que arriesga todo por sus ideales y creencias, por la lucha de un mundo mejor y justo, que en ocasiones tiene que esconderse o huir para poder conseguir sus objetivos.
"-  Los miembros de esta generación tendremos que lamentarnos no solo por las palabras y los actos odiosos de las malas personas, sino por los clamorosos silencios de las buenas."

Continúa la lucha de las libertades: libertad de expresión, lucha contra la discriminación racial, lucha contra la discriminación sexista, lucha contra los homosexuales. Algunas de ellas se defienden desde el gobierno con más ahínco, por ejemplo la lucha racial, aunque a veces parece que es más por apariencia que por deseo expreso. Es el caso de John Fitzgerald Kennedy, que durante su corto mandato se propuso eliminar la segregación racial en EEUU. Quería eliminar los baños, restaurantes y demás espacios para “sólo blancos”. En esa lucha aparecerán personas y grupos en contra, entre otros el Ku Kux Klan, para impedir que los manifestantes y su mensaje lleguen a buen puerto.


"- Los manifestantes pueden causar un gran impacto,  pero al final son los gobiernos los que remodelan el mundo. "

Es una era que se vive de manera muy diferente en cada uno de los países del mundo. Hay prosperidad en Estados Unidos, mucho control en Rusia, cautela en Gran Bretaña y mucha represión en la Alemania Oriental.  







Con la trilogía Ken Follett ha hecho un magnífico trabajo retratando toda esta época histórica, con detalle y minuciosidad siendo riguroso y como el resto de libros con una narrativa maravillosamente sencilla de seguir,  que te atrapa y envuelve formando un halo del que no puedes escapar. El trabajo de investigación nuevamente es perfecto. Los personajes están recreados coherentemente, desde el primer libro hasta este último.


Ken Follett nos narra una época de esplendor cultural. Brillarán la música, el teatro, el cine y la literatura, artes que tendrán un buen lugar en el transcurso de la historia y del que disfrutarán tanto adolescentes como adultos. 

"-¿Qué te llevas para leer?
- La autobiografía de Mahatma Gandhi.
George sentía que debía conocer mejor la figura de Gandhi, cuya filosofía había inspirado las tácticas de protesta no violenta del movimiento de los derechos civiles.
[...]
- Puede que esto te resulte algo más entretenido. Es un éxito de ventas.
[...]
- Matar a un ruiseñor - leyó -. Acaba de ganar el Premio Pulitzer, ¿verdad?"



Me ha resultado muy interesante ver la evolución de la vida misma a lo largo de la historia que nos cuenta el autor en la trilogía: la evolución de los personajes, sus costumbres, las ideas, las nuevas formas de gobierno, etc. Igualmente curioso es ver cómo los años han hecho cambiar el punto de vista sobre las relaciones personales. Por ejemplo, las relaciones sentimentales, en La caída de los gigantes eran muy cautas. Para que una pareja pudiera siquiera pasear debía ir siempre acompañada de una carabina; en cambio, en El umbral de la eternidad ocurre todo lo contrario. Disfrutamos la época hippie, donde hay libertad y todo el mundo vive desenfrenado, con sexo, drogas y rock & roll sin límite, siguiendo el lema “haz el amor y no mires con quién”. Y se vivirá como algo habitual. Se nos dibuja un panorama que muestra cómo desde edades muy tempranas (doce o trece años) los adolescentes ya coquetean con el sexo como si fuera algo totalmente normal, cuando solo unos años atrás era algo impensable. Es por tanto, totalmente opuesto a lo que ocurría en el primer libro. Antes todo era decencia, rigidez, recato, una vida ordenada en definitiva. Ahora todo es una locura, desenfreno sin control y excesos. Hemos pasado de un extremo a otro en menos de un siglo.

"No puedes mantener una promesa solo cuando te va bien.  Hay que mantenerla aunque no te apetezca. Ese es su significado. "


Evidentemente se habla mucho de política nacional y exterior en todos y cada uno de los países implicados. Ken Follett nos deja pasmados con la historia de tal forma que te hace dudar: ¿Hubo una tercera guerra mundial y  yo no me he enterado? Pero finalmente deja claro que pasamos de la guerra de las superpotencias (Estados Unidos y Rusia) por el control del mundo, midiendo sus fuerzas para demostrar al resto quién es el más fuerte, a la liberación e independizacion de los países. Nos conmoverá la muerte del presidente J.K.Kennedy en Dallas y nos embargará de emoción la caída del muro de Berlín y la reunificación de la Alemania separada. Os prometo que me ha puesto los pelos de punta al leerlo. Es realmente emotivo.





Ken Follett consigue nuevamente con este, su tercer y último libro de la trilogía The Century, lo mismo que cosechó con los dos anteriores: una prosa estupenda, una narrativa magnífica, un poder de enganche a la lectura suprema, una facilidad en la lectura enorme, y es que el tiempo vuela a la par que las páginas del libro pasan entre tus manos.


"En los últimos tiempos evitaba las discusiones políticas con desconocidos; por lo general, siempre tenían respuestas fáciles para todo: enviar a todos los mexicanos a casa, reclutar a los ángeles del infierno para el ejército, castrar a los maricones.... Cuanto mayor era su ignorancia, más vehementes eran sus opiniones."




Para más información:


4 comentarios:

Margari dijo...

Es el que me queda por leer de esta trilogía.A ver cuándo me animo! Desde luego se nota que lo has disfrutado.
Besotes!!!

Marisa G. dijo...

Esta trilogía la tengo estancada. Para leer a Follett necesito unas vacaciones por delante. Besos

Francisco dijo...

Tú magnífica y clara reseña refleja lo mucho que has disfrutado con su lectura, y comprendido toda la temática que aborda el autor en los tres libros que la conforman. No leí nada de Ken Follet, aunque esta trilogía es muy atractiva, por cómo plasma los principales episodios históricos del siglo pasado. Un abrazo.

Inés dijo...

Con lo que me gustó a mí Los pilares de la tierra y no pude con el primero de esta trilogía. Que bien que tu sí la hayas terminado y disfrutado.
Un beso

Publicar un comentario

AdSense dinámico

 
;