domingo, 18 de noviembre de 2018

Las eternas (Victoria Álvarez)

Buenos días blogueros,

Las eternas es un libro de Victoria Álvarez que fue publicado en Noviembre de 2012 (hace ya seis años) por Versatil Ediciones. Es curioso saber que los derechos se vendieron a Alemania antes de su publicación en España.




SINOPSIS:


Venecia 1908. Gian Carlo Montalbano y su hija Silvana instalan su juguetería, La Grotta della Fenice, frente a la antigua y emblemática juguetería de los Corsini. Los juguetes de los Montalbano son la última generación de autómatas que pueden encontrarse en el mercado y sus muñecas son tan perfectas que parecen de carne y hueso. Mario Corsini, decidido a averiguar los secretos del arte de los Montalbano, se adentra en la juguetería y entabla amistad con la fría e inteligente Silvana. Sin embargo, lo que Mario descubrirá en La Grotta della Fenice desafiará los límites de su imaginación y hará estremecer los cimientos de la sociedad veneciana, sumiéndola en una espiral de horror y muerte. 


SU AUTORA:




Victoria Álvarez nació en Salamanca en una familia apasionada por la literatura. A los nueve años ya sabía que era escritora, vocación que comparte con su abuelo, escritor y poeta, y con su padre, escritor de novela histórica. Desde entonces no ha dejado de crear historias y personajes. Ha ganado varios concursos literarios entre los que destacan el certamen Torrente Ballester, el organizado por la Asociación Ludere Aude de la Universidad de Salamanca y el del Colegio de Médicos de Salamanca.

Domina cuatro idiomas y es licenciada en Historia del Arte por la Universidad de Salamanca, en la que se encuentra realizando su tesis doctoral sobre la literatura artística del siglo XIX, que la ha llevado a vivir los dos últimos años entre Salamanca, París y Roma. Compagina su investigación con la redacción de sus novelas. Pertenece a la asociación Friends of Highgate Cemetery (FOHC), responsable de velar por el cuidado y la conservación de este enclave, elemental a la hora de documentarse para Hojas de dedalera, su primera novela publicada.

De su primera novela, Hojas de Dedalera (Ed. Versátil, 2011) se han vendido los derechos a Italia (Fanucci) y Alemania (Lübbe). Y de la segunda, Las Eternas, se han vendido a Alemania (Lübbe) antes de su publicación en España.


OPINIÓN:


Las eternas es una novela narrada en tercera persona y ambientada en la Venecia del siglo XX, un escenario lleno de agua y canales, con muy poca tierra firme. Tiene 347 páginas, que constan de un prólogo, quince capítulos divididos en dos partes y un epílogo. 

El prólogo es corto y conciso. Una niña muere debido a una epidemia y su cuerpo es robado. Te deja dándole vueltas en tu cabeza a lo sucedido y preguntándote para qué quieren el cuerpo, quién es la persona que se lo lleva, cómo ha podido suceder algo así, que te deja con ganas de leer más y más para ver cómo continúa. En cambio debo decir que las cien primeras páginas de la novela son muy descriptivas y por lo tanto un poco lentas, sin que prácticamente ocurra nada. Todo es muy bonito, pero se me ha hecho algo pesado, la verdad. Una vez superado ese número de páginas la historia coge un ritmo acelerado en el que empiezan a pasar cosas que te van dejando cada vez más sorprendida y que te incitan a continuar leyendo. Podemos decir, pues, que la obra va de menos a más. No llega a tener el ritmo de un thriller, porque no lo es, pero su historia está muy bien pensada y contada. 

"¿Qué duración tendría un "por ahora" para una persona con toda la eternidad por delante?"


Nuestro protagonista, Mario Corsini, es un juguetero de 27 años, dedicado a su profesión desde muy pequeño y que lleva encargándose del negocio familiar junto a su hermano Andrea desde que sus padres murieron. Son dos hermanos con dos personalidades y dos formas de ver el mundo totalmente diferentes, claro ejemplo de lo distintos que pueden llegar a ser los hermanos, pese a haberse criado con los mismos padres, en el mismo lugar y habiendo tenido la misma educación.

La historia empieza a cobrar sentido cuando al otro lado del canal se instala una juguetería nueva que es propiedad del señor Montalbano y su hija Silvana. Se llama La grotta de la fenice. Los juguetes nuevos de esta familia, así como sus creaciones, se vuelven muy populares entre los habitantes de Venecia entre los que se pueden encontrar: muñecas que hablan y responden a los estímulos de las personas consiguiendo tener una charla y una conversación coherente, mariposas que vuelan sin darles cuerda, un ave fénix que da la bienvenida a los visitantes de la juguetería, por nombrar algunos de los maravillosos y fantásticos juguetes que parecen haber sido creados por arte de magia de la mano de Montalbano.

A pesar de la posible rivalidad que puede haber generado la ubicación de dos jugueterías en un espacio tan cercano, Mario y Silvana congeniaran muy bien dado que disfrutan de las mismas aficiones e intentarán pasar algo de tiempo juntos para compartirlas juntos, como la literatura. En Las eternas se habla de varias obras literarias y se pueden encontrar determinados detalles que nos recuerdan a Frankenstein o a la bella durmiente.

"- somos humanos- contestó Mario, y puso los vasos boca abajo para que acabaran de secarse-. Nacemos para sufrir, aunque a veces se nos olvide. Y me atrevo a decir - añadió casi para sí mismo - que algunas personas lo considerarían una manera de sentirse vivas."

Los personajes están bien perfilados y conoceremos a los protagonistas y algunos personajes secundarios bastante bien, como es el caso de Andrea, Gina, Montalbano, Mario, Silvana, Simonetta, entre otros.

De Mario podemos destacar que es una persona retraída pero muy trabajador, sin mayores expectativas en la vida que sacar adelante su negocio. Andrea por el contrario es una persona que disfruta de la vida, que la lleva al límite, que sonríe y mira el día de mañana con ilusión.

Silvana es una muchacha, tal vez demasiado protegida por su padre, que no puede vivir su vida libremente, está atada a él y ve la vida pasar a través de una ventana.

"Tuvieron que ser los libros los que me hicieran comprender que los corazones humanos pueden sentir muchas más cosas que lo que mi padre me había explicado. Con Romeo y Julieta aprendí lo que era el amor, con Otelo lo que eran los celos, y con Hamlet lo justa que parece la venganza en muchos casos."

Montalbano es un genio de la mecánica, es trabajador y ambicioso. Muy protector con su hija Silvana y con una mente muy clara y unos planes muy detallados y concretos. Sabe qué quiere hacer, cómo y cuándo, y pone todo su empeño en lograrlo.

Pero no todo es calma en Venecia. Ciertos sucesos desagradables comenzarán a ocurrir en la ciudad y a través de ellos podremos ir viendo y descubriendo la verdadera historia que, Victoria Álvarez, ha querido contarnos con su obra Las eternas.

En la novela podemos sentir el amor. Hay una mezcla muy variada de este sentimiento pasando por el maternal, el fraternal, el carnal, y Victoria Álvarez describe a la perfección las reacciones que el amor provoca en los diferentes personajes de la novela.

"La conciencia ... es casi tan exigente como el amor"


Las descripciones de Las eternas son muy buenas. En los agradecimientos la autora dice que ha visitado la ciudad, que ha investigado sobre ciertos temas que se tratan en la novela (como muñecas antiguas, el carnaval veneciano, la ciudad de Venecia) y no me cuesta nada creerlo. Ha hecho un buen trabajo recreando la ambientación de la obra para que los lectores nos sumerjamos en la época en la que se desarrolla la novela y nos veamos allí, en medio de los canales, viendo y viviendo la historia a través de los ojos de Mario.

Sorprende, por su juventud, el amplio vocabulario, la capacidad de conjugarlo y la forma de escribir tan explícita que tiene la autora teniendo en cuenta que esta obra la publicó cuando solo contaba con 25 años.

Las eternas es una obra que nos hará reflexionar sobre conceptos que no solemos tener en mente en nuestro día a día, que dejan el "qué dirán" relegado en una esquina, y que lleva al límite nuestro razonamiento y nuestra forma de pensar, de sentir y de actuar.

"El amor doloroso y desesperado podía hacer que el más recto de los hombres cometiera auténticas locuras."

En definitiva, me ha gustado la historia que Victoria Álvarez nos cuenta en Las eternas, he disfrutado del carnaval de Venecia, de sus canales y de sus gentes, he soñado con visitar como una niña pequeña la juguetería La Grotta della Fenice y comprar algunos de sus juguetes, y me he sorprendido gratamente al descubrir a una autora con un estilo personal y una forma de transmitir y contar historias a través de las palabras escritas que llega al fondo del corazón. 



Para más información:


0 comentarios:

Publicar un comentario

AdSense dinámico

Anuncio estático Adsense

 
;